Salvando a los osos panda

osos_panda_metodo_4865864584658645

El panda gigante lleva décadas frustrando a los científicos desesperados por salvar esta especie de la extinción.

Los emblemáticos osos, nativos de China y adorados en el resto del mundo, son famosos por su dificultad para reproducirse.

Pero, tras años enteros de pruebas y errores, las cosas ya empezaron a cambiar. La población de pandas salvajes está aumentando y, recientemente, la especie fue retirada de la lista de animales en peligro de extinción. Todo en parte gracias a los esfuerzos de los ecologistas chinos.

“En cierto modo, ellos descifraron el código”, señaló la fotógrafa Ami Vitale, cuyo nuevo libro “Panda Love” (“Amor Panda”) documenta los esfuerzos del país para reproducir pandas en cautiverio y liberarlos en su hábitat.

Vitale, una fotógrafa de la revista National Geographic, logró un acceso sin precedentes a las instalaciones chinas dedicadas a salvar a los pandas. Allí, los cuidadores visten trajes de estos osos, que además están rociados con orina y heces del animal para enmascarar el aroma humano.

“Superficialmente, parece algo muy divertido, pero también es un trabajo muy serio”, indicó Vitale.

La idea es limitar al máximo la cercanía de los osos con los humanos, para que los pandas puedan acondicionarse a sobrevivir en la naturaleza.

Aún así, lograr que se reproduzcan continúa siendo una tarea muy difícil, independientemente de que sea a través de inseminación artificial o natural. Pero los científicos descubrieron dos cosas realmente importantes, anticipó Vitale.

“Una es que las hembras solo tienen entre 24 y 72 horas al año para quedar embarazadas. Eso es todo. Entonces, su gama de oportunidad es realmente pequeña”, explicó. “Y lo segundo es que ellos necesitan darles opciones”.

No puedes simplemente poner a un panda macho con una hembra fértil en un recinto y esperar que la magia ocurra. Ellas también están buscando a ese alguien especial y a menudo tiene que ver con el olor.

“Ellos sacan a la hembra del recinto y después ponen al macho adentro”, relató Vitale. “Y él, literalmente, se parará de manos y orinará sobre los árboles, de manera que el olor alcance la altura de la nariz de ella. Si a la hembra le gusta (el olor), entonces la pondrán junto al macho en un recinto diferente, para que puedan olerse mutuamente”.

La inseminación artificial es algo común en las instalaciones que Vitale observó. Los endocrinólogos monitorean las hormonas de la hembra para saber cuándo está ovulando y, en algunas ocasiones, usan el esperma de dos machos para tratar de conseguir el objetivo.

Cuando el proceso es exitoso, cerca de la mitad de los nacimientos de panda son gemelos, indicó Vitale.

Pero las mamás panda solo pueden cuidar de un cachorro a la vez y estas criaturas ciegas y calvas necesitas atención constante en los primeros días.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s